Los inhibidores del cotransportador de sodio-glucosa 2 (SGLT2) son fármacos cardio y nefroprotectores que han demostrado ampliamente su beneficio pronóstico en el escenario de la insuficiencia cardiaca crónica y aguda. Empagliflozina mejoró los resultados clínicos de los pacientes hospitalizados por insuficiencia cardíaca aguda. En pacientes con insuficiencia cardíaca crónica, iSGLT2 provocan un descenso temprano de la tasa de filtración glomerular estimada (TFGe), seguido de un enlentecimiento de la caida de TFGe a lo largo del tiempo comparado con placebo. Sin embargo, los efectos renales de los iSGLT2 no han sido específicamente evaluados en pacientes hospitalizados y este fue el objetivo de este trabajo.

Se presenta este subanálisis del estudio Empulse con Empagliflocina en pacientes con insuficiencia cardiaca hospitalizados. Se incluyeron 530 pacientes con una TFGe>20 mL/min/1,73m2 randomizados a recibir 10 mg de empagliflozina o placebo y tratados durante 90 días. La función renal y los electrolitos se midieron al inicio y después de 15, 30 y 90 días.

La media de la TFGe basal fue de 52,4 mL/min/1,73m2 en el grupo de empagliflozina y de 55,7 mL/min/1,73m2 en el grupo de placebo. La empagliflozina provocó un descenso inicial de la TFGe (-2 mL/min/1,73m2 en el día 15 en comparación con el placebo). En el día 90, la TFGe era similar entre empagliflozina y placebo. El fallo renal agudo se produjo en el 7,7% de los pacientes con empagliflozina frente al 12,1% de los pacientes con placebo. El beneficio clínico global (compuesto jerárquico de muerte por todas las causas, eventos de insuficiencia cardíaca y calidad de vida) de empagliflozina no se vio afectado por la TFGe basal.

Tras este análisis los autores concluyen que en pacientes hospitalizados por insuficiencia cardíaca aguda, empagliflozina causó un modesto descenso temprano de la función renal que desaparece a los 90 días. Los eventos renales agudos fueron similares en ambos grupos. El beneficio clínico de la empagliflozina fue consistente independientemente de la función renal inicial.

Este estudio, apoya la recomendación de mantener el tratamiento con iSGLT2 y otros fármacos neurohormonales cuando observamos un deterioro ligero de la función renal al inicio de los mismos, especialmente cuando los combinamos. Siempre que este deterioro de función renal se acompañe de buena evolución clínica, no es preciso suspender o reducir los fármacos modificadores del pronóstico.

 

Referencias:

  1. Eur J Heart Fail. - Renal effects of empagliflozin in patients hospitalized for acute heart failure: from the EMPULSE trial.

Comentario de la Dra. Carolina Ortiz Cortés

Dra. Carolina Ortiz Cortés

Licenciada en Medicina y Cirugía. Máster Universitario en investigación en ciencias de la salud por la UNEX. Master en Insuficiencia Cardiaca por la UIMP. Cardióloga en el Hospital San Pedro de Alcántara de Cáceres, responsable de la Unidad de Insuficiencia Cardíaca. Coordinadora del Proceso Asistencial de la Insuficiencia Cardíaca en Extremadura. Vicesecretaria de la Sociedad Española de Cardiología. Editora científica de @Cardioteca.

Otros contenidos Empagliflozina

Contenidos relacionados Empagliflozina

Selección de Artículos

Actualidad en CardioTeca

Suscríbete al Boletín de CardioTeca

¿Quieres todas las novedades de CardioTeca en tu bandeja de entrada? ¡Apúntate ya!

Por favor, indícanos cuál es tu especialidad. ¡Gracias!

0
Compartido
0
Compartido