Cocaína y trastornos Cardiovasculares

Comentario del Autor: Dr. Julio López Méndez

El consumo de cocaína han aumentado en los últimos diez años, por lo que esta sustancia es ahora la segunda droga ilegal más consumida en Europa, por detrás del cannabis. España es, después del Reino Unido, el país con mayor prevalencia de consumo entre los 15 y los 64 años de edad: un 8,3% la ha consumido alguna vez a lo largo de su vida. El consumo es particularmente elevado entre los varones jóvenes (15-34 años): un 5,5% durante el último año y un 1,9% durante el último mes, lo que se ha atribuido a su amplia disponibilidad, la facilidad de su administración, los costos cada vez menores, y la errónea percepción de que el uso recreativo de la cocaína no es peligroso. La cocaína es la droga ilícita más usada entre los pacientes que acuden a los Servicios de Urgencias hospitalarios y entre los que acuden a los centros de deshabituación de drogas.


Cocaína y trastornos Cardiovasculares

A medida que el uso de la cocaína ha ido en aumento se ha producido una elevación extraordinaria en el número de sus complicaciones cardiovasculares, como la angina de pecho inestable, el infarto agudo de miocardio (IAM), la disección aórtica, la endocarditis infecciosa y otras.

Para analizar la relación entre prevalencia de trastornos por cocaína y el IAM estudiamos el problema en pacientes de 18 o más años de edad ingresados en una muestra de 87 hospitales españoles durante el periodo 2008-2010, intentando controlar otras variables de confusión y de interacción como la edad, el género, otras adicciones y un número considerable de comorbilidades. Otro objetivo de este estudio valorar la posible influencia de estos trastornos en la mortalidad, y algo inédito: medir la prolongación de estancias y el exceso de costes entre los pacientes hospitalizados por IAM1.

Se definieron como casos de IAM, episodio inicial, a aquellos en los que figuraba el código en el diagnóstico principal (códigos 410.01-410.91). Se descartaron aquellos en que el código aparecía en uno de los diagnósticos secundarios, pero no en el principal. Se emplearon los códigos de la CIE9 para la definición de trastornos por cocaína a la dependencia de la cocaína (304.20-304.23) y al abuso de cocaína (305.60-305.63). De manera similar se definieron los trastornos por cannabis, opioides, anfetaminas, sedantes o hipnóticos, alcohol y tabaco, y de 30 comorbilidades distintas.

Se estudiaron 5.575.325 ingresos, entre los cuales hubo 24.126 pacientes con trastornos por cocaína y 79.076 casos de infarto agudo de miocardio. La prevalencia de infarto agudo de miocardio entre los pacientes con trastornos por cocaína aumentó con la edad, siendo máximo entre los de 55-64 años de edad (p<0,0001). El análisis multivariante indicó que la Odds Ratio ajustada entre trastornos por consumo de cocaína e infarto agudo de miocardio fue de 3,0 e independiente de la edad, género, otras adicciones y 30 comorbilidades. Entre los pacientes con infarto agudo de miocardio, aquellos con trastornos por cocaína no presentaron mayor mortalidad, pero sí una prolongación indebida de estancias hospitalaria (1,5 días) y un exceso de costes (382 Euros).

Un tema que se ha analizado durante los últimos años es el impacto de los trastornos por cocaína (abuso y dependencia de cocaína) en las enfermedades cardiovasculares en personas mayores de 50 años, ya que en muchos países desarrollados se ha producido un aumento de las cohortes de mayor edad con esta adicción.

El impacto aislado de la cocaína es muy notable en los más jóvenes, entre quienes no compiten los efectos acumulativos de esta y otras adicciones, y las comorbilidades que aumentan con la edad. En nuestros resultados se encontró una asociación positiva de la edad con la incidencia de IAM que es mayor entre los pacientes con trastornos por cocaína. El grupo de 55-64 años fue el que presentó mayor Odds Ratio, lo cual es lógico porque a mayor edad hay un incremento en el número de comorbilidades y se suma el efecto acumulativo del consumo prolongado de la cocaína y de otras sustancias. Algunas estimaciones indican que en los EEUU el número de pacientes de 50 o más años de edad que solicitará tratamiento de sus adicciones aumentará desde 1,7 millones en el año 2000 hasta 4,4 millones en el 2020. Estimaciones parecidas se han hecho en Europa, donde se calcula que desde 2001 a 2020 se duplicará el número de pacientes mayores que buscarán tratamiento de su adicción. Estas tendencias son el resultado del fenómeno demográfico de que la población de los países desarrollados está envejeciendo, y en particular, refleja el envejecimiento de la generación del baby-boom, aquellos nacidos entre 1946 y 1964. Estos hallazgos refuerzan la importancia de la prevención primaria de las adicciones a drogas a través de medidas legislativas, educativas y sociales.

Sin embargo, las medidas de prevención secundaria también desempeñan un papel muy importante. El interrumpir el uso de la droga debería ser uno de los principales objetivos terapéuticos a alcanzar a partir del alta del paciente. En los pacientes que abandonan el consumo de cocaína disminuye la incidencia de dolor torácico, de IAM y de muerte. Los restantes factores de riesgo cardiaco deben modificarse, especialmente el hábito de fumar cigarrillos, pero también el resto de adicciones. El indagar sobre el consumo de cocaína y otras drogas es un ejercicio de profesionalidad en todos los ámbitos asistenciales, no solo en el hospitalario. Una intervención breve sobre los riesgos de estas sustancias, y referirles a servicios especializados para su deshabituación son actividades que han demostrado su eficacia, y que pueden prevenir casos recurrentes de IAM entre estos pacientes.


Enlaces:

  1. PubMed - Cocaine use disorders and acute myocardial infarction, excess length of hospital stay and overexpenditure »
  2. Rev Esp Cardiol - Trastornos por cocaína e infarto agudo de miocardio, prolongación de estancias y exceso de costes hospitalarios »

Sobre el Autor

Dr. Julio López Méndez

Julio López Méndez es médico especialista en Medicina Preventiva y Salud Pública. Desarrolla su actividad asistencial en el Hospital Univ. V. Macarena de Sevilla y como Profesor en el Departamento de Medicina Preventiva y Salud Pública de la Universidad de Sevilla. Su ámbito de investigación es la Epidemiología Clínica y la Calidad Asistencial. Es miembro del Grupo de Investigación de “Epidemiología Clínica” de la Universidad de Sevilla. Autor de varias publicaciones relacionadas con el uso de grandes bases de datos en el ámbito asistencial.



  El Electrocardiograma del Marcapasos para DUMMIES. ¿Es posible entenderlo?

El libro definitivo para médicos no Cardiólogos para poder entender el ECG del marcapasos. Escrito por Javier Higueras, nuestro profesor del Aula de ECG. Hazte con él!
  Ver versión Kindle en Amazon »
  Ver Libro tapa blanda en Amazon »

¡Danos tu "Me gusta" para CardioTeca y recibirás todos nuestros contenidos en tu FaceBook!

Hierro i.v. - Dosis y Administración

Hierro i.v. - Dosis y Administración

Tratamiento de la ferropenia con Carboximaltosa Férrica - Dosis y administración.

Dronedarona en el contexto de la Práctica Clínica Real

Dronedarona en el contexto de la Práctica Clínica Real

La dronedarona es el fármaco antiarrítmico más estudiado para el manejo de la Fibrilación Auricular.

Aula de Electrocardiografía

Aula de Electrocardiografía

¡Súmate cada semana al debate de un nuevo ECG!

Dronedarona: 5 años tratando la Fibrilación Auricular

Dronedarona: 5 años tratando la Fibrilación Auricular

Selección de 15 estudios con Dronedarona en el tratamiento antiarrítmico de la Fibrilación Auricular.

Suscríbete al Boletín de CardioTeca

¿Quieres todas las novedades de CardioTeca en tu bandeja de entrada? ¡Apúntate ya!

Por favor, indícanos cuál es tu especialidad. ¡Gracias!

Responsable del fichero: Campus Formacion Sanitaria S.L.
Finalidad; envío de mis publicaciones así como correos comerciales.
La Legitimación; es gracias a tu consentimiento.
Destinatarios: tus datos se encuentran alojados en mi plataforma de email marketing Mailchimp, alojada en EEUU y suscrita al EU PrivacyShield.
Podrás ejercer Tus Derechos de Acceso, Rectificación, Limitación o Suprimir tus datos enviando un email a contacto@campusformacionsanitaria.com o ante la Autoridad de Control
Encontrarás más información en (POLITICAS DE PRIVACIDAD)